domingo, 23 de noviembre de 2014

ATAR LAS CABALLERIAS

En algunas casas donde antiguamente sus moradores gozaban de una holgada posición económica y se podían permitir el lujo de comprar animales de tiro o de carga, existen junto a los portales algunos elementos que permitían mantener atadas las caballerías. Pueden ser argollas de hierro o herraduras.





Antiguamente los patios de las casas y palacios se utilizaban como cuadras y caballerizas.En el interior del patio del Palacio Español de Niño, en la pared de la izquierda según se entra, en la misma roca sobre la que se asienta el edificio, encontramos dos curiosos agujeros tallados en la piedra. Su función es la misma que la de las argollas o herraduras: el lugar donde se ataban las caballerías, pasando por dichos agujeros las riendas de los animales. 
Palacio Español de Niño. Agujeros tallados en la piedra .