domingo, 28 de mayo de 2017

FUENTE DE VALENTUÑANA

            
Fuente de la Vírgen de Valentuñana, todavía en obras. Sos del Rey Católico

                        Cuenta la leyenda  que en Valentuñana se apareció la Vírgen en una encina y como prueba de su aparición brotó agua en la base del árbol (ver)
           
Las piedras están talladas con los nombres de diversos
lugares del término de Sos del Rey Católico
          La fuente de Valentuñana, o fuente de la Vírgen, se encuentra en la chopera que hay bajo el convento que lleva su nombre, junto al campo de fútbol. Hace unos cuantos años sus aguas se desviaron y el Padre Wenceslao Ruiz, prior del convento, decidió aprovechar la ocasión para restaurarla, pues estaba en muy mal estado de conservación debido a unos vertidos incontrolados de Sos, y así poder ofrecer al visitante un idílico lugar donde rememorar la aparición de la Vírgen, a la vez que integrar la fuente en la naturaleza y convertir el paraje en un sitio tranquilo y relajado por donde poder pasear, respirar aire puro, oir el trino de los pájaros…, en definitiva, estar en contacto directo con la naturaleza en un ambiente de paz, tanto ambiental como espiritual.
           
Piedra procedente del término de Campo Real
Para la restauración de la fuente 
contó con la ayuda de los grupos de jóvenes que durante todo el año, pero sobre todo en verano, se hospedan en el convento con motivo de diversas actividades, tales como campos de trabajo, seminarios, cursos de naturaleza, campamentos, etc… 
            Con los viejos sillares de la antigua fuente y otros nuevos se empezó a restaurar la fuente. Como curiosidad hay que resaltar que los nuevos sillares aportados a la nueva construcción son piedras traídas de todos los rincones del término municipal de Sos del Rey Católico, tallando en cada sillar el nombre de la pedanía, partida, término o lugar del que proceden; pero no sólo nombres de lugares actuales, sino de términos existentes cientos de años atrás, ya desaparecidos, y únicamente existentes en la documentación histórica y en la toponimia antigua de Sos. Estos sillares muestran los nombres de Vico, Mamillas, Roita, Figarol, Ul, Sosito, La Real, Arbe, Cañisol, Lerda, Barués, Navardún, El Salado, Castillo Barués, La Mora Alta, La Mora Baja, Ceñito, Roita, Ntra. Sra. De Valentuñana, Añués, Fillera, Sos del Rey Católico, Sofuentes, Casales de Lerda, Gordués, Novellaco, Arás,…
           
Parte frontal de la fuente con el símbolo de la Vírgen María en el tímpano
Aunque las obras de restauración todavía no han concluido se advierte que la fuente  está constituida por un conjunto constructivo realizado en piedra tallada y dividido en dos partes: una frontal y otra lateral. La frontal, que es la principal, está formada por un vano en arco de medio punto, liso, enmarcando un segundo vano rectangular con dintel apoyado en dos pequeñas impostas a modo de cornisa que a su vez enmarca un murete frontal interior que rellena el vano  en su totalidad. Sobre el tímpano del primero, grabado en piedra, el símbolo de la Vírgen María con las letras “M” y “”A” entrelazadas, y a ambos lados del mismo dos estrellas de cinco puntas.En la base del arco, y en el suelo, una cubeta de piedra será la encargada de recoger el agua que mane de la fuente.
            De la columna derecha del arco parte un muro de dos metros de altura por 4,5 de longitud formado por los sillares tallados con los nombres de los términos de Sos antes mencionados.
           
Muro la teral de la fuente y arcos decorativos
La parte lateral del conjunto es otro muro de igual altura que el anterior pero algo más largo. Comienza en la columna izquierda del arco principal frontal y en ángulo de 90º. A lo largo de todo este muro lateral, también en el suelo, un “cauce” de piedra, que parte desde la cubeta central, hace las veces de desagüe hasta el final del muro, vertiendo posteriormente las aguas al cercano barranco de Calderón.
            La zona central del muro está adornada con dos arcos consecutivos de medio punto, ciegos, compartiendo ambos, en el centro, una misma columna lisa de fuste corto y capitel, igualmente liso. Esta semi-columna es el único elemento antiguo del conjunto; formaba parte de la primitiva estructura de la fuente y ahora se ha reutilizado para esta nueva construcción.

           
Arroyo del barranco, donde vierten las aguas de la fuente.



               Es de esperar que muy pronto veamos terminada la fuente para poder contemplarla, beber de sus aguas, dar un paseo en total armonía con la naturaleza y recordar el lugar donde hace más de 700 años se apareció la Vírgen.






                                       La leyenda y la tradición oral cuentan que el nombre de Valentuñana procede de la unión de los nombres propios de Valentín y Ana, quienes pudieron ser las personas que presenciaron la aparición de la Vírgen o los propietarios del terreno donde ésta se produjo y que devotamente cedieron al municipio para la construcción de una ermita. Pero el filólogo ejeano Marcelino Cortés nos muestra que el topónimo Valentuñana procede de época romana y deriva del propietario o poseedor del terreno: Valentunianus; villa de Valentuniano - villa Valentuniana - Balantunyana; forma ésta última que ya aparece documentada en el siglo XIII.[1]



[1] Marcelino Cortés Valenciano. Toponimia de Sos del Rey Católico.



BIBLIOGRAFÍA


-CORTÉS VALENCIANO, MARCELINO. Toponimia de Sos del rey Católico. Cuadernos de Aragón, 58. I.F.C. Zaragoza, 2015